Entradas correspondientes a la etiqueta 'Egipto'

Mar 07

Cómo sobrevivir a una visita a las pirámides de Egipto

No voy a escribir sobre la historia, el misterio o la grandeza de las pirámides. Durante más de 4.000 años las pirámides de Egipto han sido una de las estructuras más conocidas del planeta. Probablemente todos hemos visto programas de televisión, leído libros, o hecho un informe sobre ellas así que no hay nada que pueda añadir que no se puede llegar a otro lugar.

Voy a hablar del acto de visitar las pirámides de Egipto. Confieso desde el principio que mi experiencia a las pirámides podría no ser representativa de la experiencia que otros hayan tenido.

Desde una perspectiva de visita turística, mi viaje a las pirámides fue el peor que he hecho. La gestión de las pirámides de Giza es horrible y poca o ninguna inversión se ha hecho en cosas básicas como cubos de basura o señales. Otros lugares en Egipto bajo la supervisión del Consejo Supremo de Antigüedades no están en este pobre de la forma. Abu Simbel fue un gran ejemplo de cómo se debe administrar una atracción como esta.

Recinto de las pirámides

La pesadilla de visitar las pirámides comenzó con el viaje en taxi. Cada taxi en Egipto va a intentar cobrarte de más por llevarte allí. Las pirámides de Egipto son la atracción turística número 1 y lo saben. La ventaja de un viaje organizado es que nunca tienes que lidiar con los taxis. Si tomas un taxi, asegúrate de establecer el precio antes de ir.

No debes pagar más de 20-30LE (Libras egipcias) por el camino a las pirámides. Además, asegúrate de que te lleva directamente a la puerta de entrada, sin paradas en el medio. Hay una parada de Giza en el sistema de metro de El Cairo. No va directamente a las pirámides, pero hay un mini bus que puedes conseguir en la estación que te llevará allí. Es una opción mucho más barata (sobre 1LE para la tarifa de metro) y no tienes que preocuparte por todo lo que he mencionado anteriormente.

Te darás cuenta cuando te acerque a las pirámides que no es como lo que has visto en imágenes toda tu vida. Mientras que un lado de las pirámides está contra el desierto, el otro lado está contra un barrio residencial. De hecho, justo al otro lado de la calle de la puerta principal de las pirámides hay un Pizza Hut.

Vista de Egipto

Ten cuidado con las personas que venden paseos en camello, son muy agresivos y tratarán de venderte el viaje varias veces.

La primera pregunta que siempre te preguntarán es de dónde eres. Esto no es porque estén interesados ​​en aprender acerca de tu cultura. Se encuentran con miles de turistas cada mes. Hacen la pregunta para que puedan saber qué precio fijar.

Si te dicen que es ilegal caminar alrededor de las pirámides, están mintiendo. Si quieres hacer el paseo en camello, recomiendo hacerlo temprano. De esa manera usted no sólo está comprando un paseo en camello, también estás pagando dinero de protección para que los otros chicos de camello no te molesten.

En cada atracción turística en Egipto tienen detectores de metales. E incluso el funcionario que trabajaba en los rayos X trató de robarme la cámara. Tendrás que estar muy atento y no confiar en nadie.

Hay una escasez sorprendente de gente vendiendo bebidas. Así que lleva bebida suficiente, ya que hace mucho calor, al estar dentro del desierto.

Mi otro consejo es llevar billetes pequeños. Si esperas obtener el cambio de cualquier vendedor, vendrán con excusas sobre no tener suficiente dinero para hacer cambios.

Pirámide y Esfinge

En resumen, para una de las mayores maravillas del mundo, las pirámides son un lugar horrible para visitar. Claramente saben cómo ejecutar estas propiedades como vi en casi todas las otras atracciones en Egipto. Después de unas horas allí, renuncié a algunas fotos que esperaba conseguir sólo para poder marcharme.

La mayoría de los viajeros independientes que conocí en Egipto tuvieron una experiencia similar a la mía. Si tienes la oportunidad de visitar las pirámides de Egipto algún día, espero que puedas aprender algo de mi visita para que la tuya sea más agradable.

Eso sí, si estás en Egipto no renuncies a visitarlas, porque cuando las miras, son tan impresionantes como esperas.

Ene 01

Templo de Lúxor: la tierra de los faraones

Hola de nuevo, hoy, en este recorrido por recintos arqueológicos de los 5 continentes, visitamos África. Este también fue un viaje muy importante para mí, ya que siempre he sido una gran aficionada del mundo de la egiptología y las pirámides. Así que hoy, os voy a contar mi visita al templo de Lúxor.

El templo de Lúxor se encuentra en Egipto, a orillas del Río Nilo, en lo que anteriormente se conocía como Tebas. Fue construido principalmente por la intervención de dos faraones: Amenhotep III y Ramsés II. Sin embargo, su gran importancia hizo que otros faraones como Tutankamón y Akenatón (Amenhotep IV) contribuyeran a su decoración y engrandecimiento.

El Templo de Lúxor fue construido entre los años 1400 y 1000 a.C. El templo, el edificio más importante del complejo, mide 260 metros de largo y está dedicado a Amón (dios del viento).

Templo de Lúxor

Este edificio es uno de los mejor conservados del Nuevo Imperio egipcio, por lo que es un lugar imprescindible para todos los aficionados y admiradores de la egiptología como yo. La estructura más impresionante es el Pilono, pirámide truncada que flanquea la entrada. Forma parte del conjunto denominado Antigua Tebas con sus necrópolis, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1979.

Cuando realicé este viaje, llegué desde el aeropuerto de el Cairo en un pequeño avión de una compañía nacional hasta Lúxor (antigua Tebas). El templo se encuentra en una gran explanada, así que agradecimos que fuese un día un poco nublado para evitar el intenso calor. Así que es muy importante si vais a visitarlo, que no olvidéis protección solar, gafas de sol y gorra o sombrero.

Además de Lúxor, también visitamos Karnak, ambos estaban unidos por un camino de unos 2 kilómetros rodeado de esfinges con cabeza de carnero, animal con el que se identifica al dios Amón; aunque por desgracia, hoy en día queda poco de esta gran avenida. Otro día os hablaré de Karnak, pero hoy quiero centrarme en Lúxor.

Lo primero que más me impresionó fue el obelisco, aunque es una pena que su gemelo haya sido saqueado y ahora se encuentre en París. Las columnas que se conservan dentro del templo de Lúxor también son impresionantes, porque nos dan una idea de la magnitud de esta infraestructura.

Columnas del templo de Lúxor

En los restos del primer patio del templo de Lúxor se encuentra la Mezquita de Abu el-Hagag. A varias horas del día, y sobre todo los viernes, la llamada al rezo del muecín resuena entre las columnatas de estas viejas ruinas de Tebas y es una experiencia casi mágica.

Como última recomendación os aconsejo que huyáis de los viajes organizados para poder disfrutar de Lúxor al completo. Nosotros nos quedamos hasta el anochecer y la verdad es que es un gran espectáculo ver todas las ruinas iluminadas.

En otra ocasión os hablaré del resto de recintos arqueológicos que pude visitar en Egipto, ya que es uno de mis países favoritos y lo visité en varias ocasiones antes de que la zona fuese tan inestable políticamente como ahora.